técnicas de marcaje en merchandising

Encargar un regalo personalizado con el logo de tu empresa conlleva, entre otras cosas, la elección más o menos acertada de las técnicas de marcaje que se van a utilizar.

Pero, empecemos por el principio, ¿qué es el marcaje? Cuando hablamos de personalizar regalos para que nuestra marca sea recordada, es crucial que el artículo en cuestión lleve nuestro logo marcado.

Por lo tanto, una técnica de marcaje es aquella manera en la que marcaremos nuestro logo o mensaje en el regalo promocional con el que vamos a obsequiar a nuestros clientes.

¿Y de qué depende que elijamos una técnica u otra?

Hay varios factores que debemos tener en cuenta a la hora de elegir la técnica de marcaje con la que grabaremos nuestros logo en el producto:

  • El material en que está fabricado el producto.
  • El color de fondo.
  • La forma o contorno.
  • La cantidad o tirada.

A continuación explicamos las distintas técnicas de marcaje que existen en el mundo del Merchandising y por qué estos factores son determinantes para llevar a cabo algunas de estas técnicas.

6 Técnicas de Marcaje para tu regalo promocional

Tampografía

Estamos ante una de las técnicas más rápidas y económicas, a la par que populares y más utilizadas. La tinta se transfiere desde una superficie plana (una placa) a otra mediante un tampón que se adapta sin problema a formas irregulares. Suelen hacerse en grandes tiradas, pues encargar pocas unidades sería costoso.

Es ideal para productos pequeños con formas irregulares y distintas texturas. Lo vemos en tazas, bolígrafos, bidones de agua, mecheros, envoltorio de caramelos, etc. Y muchos son los materiales que se benefician de esta técnica: plástico, PVC, papel, cartón, lona, caucho, goma, productos textiles, etc.

Grabado láser

Está pensado para aquellos logos que se funden con el artículo elegido, pues se quema el grafismo en el material del producto. Eso sí, el color del marcaje vendrá determinado por el color del mismo material. Esta técnica sale rentable igualmente en grandes y en pequeñas tiradas.

Se utiliza este tipo de marcaje en materiales donde es imposible grabar con tintas. Ejemplos de ello son: la piel o el cuero, la madera, el metal y el vidrio. Se utiliza también en llaveros, cajas de madera, placas y vasos.

Gota de resina

Combina dos técnicas. Por un lado, imprimimos el logo utilizando las tintas que necesitemos en una base de plástico adhesivo o pegatina. Aquí aplicaremos después una resina especial transparente que actuará como protección, de manera que quedan garantizadas tanto la calidad como la durabilidad del logo. Se utiliza mucho en llaveros, chapas y en memorias USB.

Transfer

Se transfiere el logo o la imagen mediante una pantalla fotosensible sobre papel de transfer. Cuando ya tenemos el diseño deseado en este tipo de papel, lo aplicamos directamente sobre el artículo aplicando calor. Nailon y tejidos de punto son los materiales más beneficiados por esta técnica de marcaje.

Estamos ante una técnica con resultados de gran calidad e ideal para utilizar en pequeñas tiradas, especialmente en camisetas

es muy recurrente cuando se trata utilizar muchos colores sobre tejidos como nylon o tejidos de punto. Los resultados que se obtiene de esta técnica son de gran calidad, además, el transfer supone una gran alternativa para la impresión multicolor en pequeñas tiradas. Un uso muy frecuente de la técnica del transfer, lo podemos ver en la aplicación de muchas gorras y camisetas deportivas, por ejemplo.

Serigrafía

Se imprime el logotipo utilizando tintas especiales, pudiendo imprimirse en cualquier material, tenga la forma, el grosor o tamaño que tenga. Aunque lo ideal es que la superficie del artículo sea más o menos plana. Permite el uso de uno o varios colores y es el sustituto perfecto del transfer.

Se utiliza en productos como lanyards, camisetas, gorras, bolsas, etc. Aunque también podemos utilizarla en materiales como la cerámica y el vidrio (conocida esta técnica como calcomanía vitrificable) y aporta una gran durabilidad y versatilidad en su uso.

Impresión digital directa

Esta técnica para marcar tu logo en superficies blancas y suaves, especialmente si se trata de áreas muy planas. Estamos ante una de las técnicas de marcaje más novedosas y que nos permite abaratar los costes de la técnica anterior (serigrafía), pues no necesitamos una plancha por color, sino que se imprime todo de a una. Esto hace que podamos utilizar tantos colores como queramos, sin coste adicional.

La impresión digital directa permite resultados en degradado y es ideal para utilizar sobre textil de color blanco y landyars.

Termograbado

Una plancha de aluminio calentada por la propia máquina es aplicada directamente sobre el producto mediante presión y calor. De esta manera, el logo queda bien grabado en bajo relieve y sin color. El resultado es, sin duda, muy elegante. Por eso, es perfecto para marcar piel, cuero, poli piel, plásticos y maderas. Por lo tanto, lo encontramos muy frecuentemente en productos como carpetas, agendas, carteras, etc.

Bordado

Esta técnica es perfecta para casos en los que queremos que nuestro logo permanezca de manera duradera en nuestro regalo publicitario. Cuando lo que queremos es buen acabado y una imagen inmejorable ésta es la mejor opción, especialmente cuando se trata de material textil.

El resultado del logotipo o dibujo dependerá en gran medida del número de puntadas que se utilicen. Una técnica ideal, sin duda, para aplicar en corbatas, manteles, toallas de hotel… y esperar de ella un resultado elegante.

Así que ahora ya lo sabes: cuando encargues tus regalos publicitarios, déjate aconsejar por tu empresa de Merchandising y confía en que de todas las técnicas de marcaje existentes, ellos elegirán la mejor.

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail